domingo, 12 de diciembre de 2010

La historia de Medusa y Peseo.

Hola,Soy Alejandro Combarro alumno de Cultura Clásica de 4 de la ESO y aquí os dejo la maravillosa historia de Medusa y Perseo.Espero que os guste.


En el tiempo de los dioses y los héroes, hace mucho, vivían en la región del monte Atlas unas hermanas espantosas, conocidas con el nombre de Gorgonas. La más terrible de ellas se llamaban Medusa. De la cabeza de Medusa, en lugar de cabellos, salían culebras vivas. Y cuando Medusa veía cara a cara a un hombre, a un perro, a un ser vivo, el hombre y el perro y el ser vivo quedaban convertidos instantáneamente en estatuas de piedra.Medusa era originalmente una hermosa doncella, «la celosa aspiración de muchos pretendientes» y sacerdotisa del templo de Atenea, pero cuando fue violada por Poseidon, Atenea,que estaba furiosa, transformó su hermoso cabello en serpientes e hizo su cara tan terrible que su mera visión convertía a los hombres en piedra. En el relato de Ovidio, Perseo describe el castigo de Atenea a Medusa como justo y merecido. Por ello medusa representa la Lujuria.Entonces vino Perseo, hijo del dios Júpiter. Perseo sabía qué peligrosos eran los ojos de Medusa, pero venía muy bien preparado. Tenía una espada encorvada, filosísima, regalo del dios Mercurio, Tenía un escudo muy fuerte, hecho de bronce, liso como un espejo. Y tenía también unas alas que volaban solas cada vez que él se las acomodaba en los talones.
Llegó, pues, volando. Pero en vez de lanzarse contra Medusa, se quedó algo lejos, sin preocuparse más que de una cosa: no mirarla nunca cara a cara, no verla a los ojos por ningún motivo. Y como era necesario espiarla todo el tiempo, usó el escudo de bronce como espejo, y en él observaba lo que ella hacía.Medusa iba de un lado para otro, esforzándose en asustar a Perseo, Gritaba cosas espantosas, y las culebras de su cabeza se movían y silbaban con furia. Pero nunca consiguió que Perseo la viera directamente. Cansada al fin, Medusa se fue quedando dormida. Sus ojos terribles se cerraron, y poco a poco se durmieron también sus culebras. Entonces se acercó Perseo sin ruido, empuñó la espada y de un solo tajo le cortó la cabeza. Durante toda su vida conservó Perseo la cabeza de Medusa, que varias veces le sirvió para convertir en piedra a sus enemigos(Un ejemplo es cuando Perseo convierte en piedra al titan Atlas, que estaba allí sujetando el cielo) y después le dio la cabeza a Atenea.
Cuando cortó su cabeza, del cuello brotó su
descendencia: el caballo alado Pegaso y el gigante Crisaor, quien más tarde se convertiría en el héroe portando la espada dorada.Después de acabar con Medusa, Perseo salió del palacio de las gorgonas.Esteno y Euríale, hermanas inmortales de Medusa, lo buscaron, pero sin encontrarlo, ya que el casco lo volvía invisible.

3 comentarios:

Minerva dijo...

Es una historia muy interesante! A mi no me parece justo el castigo de Atenea, ya que fué Poseidón el que la violó, pero bueno, en esos tiempos...

cuadernodelacompiRA dijo...

Alucinantes las imágenes!

Leandro dijo...

Minerva,esque esta entrada es sosa principalmente porque es un trabajo que nos mando hacer Magdalena en Glogster.com .Pero si te fijas,encontraras un enlaze a una entrada a la misma historia.Hay que fijarse mas ;)

Por otra parte,Gracias cuadernodelacompiRa! Son bastantes buenas,es una pena que no halla mejores sobre Perseo.

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails